No uses WhatsApp en tu negocio hasta que no sepas esto

WhatsApp y tu negocio de Entrenamiento Personal.

Lo que vamos a hacer es determinar cuáles son los errores más habituales que cometemos a la hora de utilizar WhatsApp, cuando utilizamos WhatsApp como una de las herramientas claves con las que comunicamos con nuestros clientes para vender entrenamiento personal. 

Todos hemos escuchado muchas veces el aforismo: “la primera impresión es la que cuenta”. Lo tenemos muy claro, siempre tratamos de mostrar una buena imagen, sobre todo cuando estamos hablando desde el punto de vista profesional. En este entorno deseamos que nuestra imagen se identifique perfectamente con aquello que estamos vendiendo, con el producto o servicio que estamos ofreciendo a nuestro cliente. Sin embargo, olvidamos que muchas veces la primera impresión que un cliente tiene con nosotros es a través de WhatsApp.

Probablemente, el cliente ha conseguido nuestro número de teléfono móvil por una de las diferentes vías como lo compartimos para poder vender entrenamiento personal. Puede que tenga nuestro número gracias a nuestra página Web, a una campaña de publicidad, o a que se lo haya dado alguno de nuestros clientes, porque está satisfecho con nuestros servicios o con nuestro producto, y quiere compartir esa experiencia con sus amigos o familiares.

La persona introduce tu número en su móvil, y cuando va WhatsApp, para comunicar contigo y conocerte como personal trainer, lo que encuentra es lo siguiente: lo primero es una fotografía, lo segundo es tu nombre y lo tercero una frase de informació.

Y ahora viene lo bueno: ¿Hasta qué punto tienes tú perfectamente controlado esta información que estás dando a tu cliente potencial a través de WhatsApp? ¿Qué es lo que transmite de ti la foto? ¿Y ell nombre que has puesto? ¿Y la info?

Parece mentira, pero muchas veces este primer contacto, esta primera impresión, no está al nivel de lo que nuestro cliente espera de nosotros. Por lo tanto, tenemos que dedicarle algo de tiempo a pensar exactamente: cuál es la experiencia, cuál es la sensación, que queremos que nuestro cliente potencial tenga si su primer contacto con nosotros es a través de Whatsapp.

Para hacer esto, lo primero que tenemos que tener en mente, y lo que tenemos que tener muy bien definido es: cuál es nuestro cliente objetivo, cuáles son las características de nuestro cliente objetivo.

¿Por qué? Porque dependiendo de cuáles eran las características que tiene este cliente,  enfocaremos esta información adaptándonos a él. Decidiremos el tipo de foto que ponemos, decidiremos cómo ponemos nuestro nombre, si de una manera u otra, etc.

Tu foto de WhatsApp para venderse como entrenador personal.

Una vez que sabemos que para el diseño de nuestra información en WhatsApp tenemos que saber cuál es nuestro objetivo, nos fijaremos en la foto. La foto tiene que ser tuya. En la foto tienes que salir tú, no tiene que salir otras personas. No tiene que ser en grupo. ¿Por qué? Porque lo primero que tiene que quedar claro para la persona que está tratando de contactar contigo, a través de WhatsApp, es quién eres tú.

¿Puede servir un logo? Puede, tal vez sea interesante poner tu logo, pero, piensa que es una herramienta de comunicación y lo que estamos tratando de crear es conexión con la persona que busca tus servicios.

Tu nombre y el de tu negocio para potenciar tu centro de entrenamiento personal.

El segundo elemento es tu nombre. Evidentemente si pones tu nombre y tu apellido, es más que suficiente para identificarte, aunque también puede ser interesantes que incluyas, entre paréntesis, el nombre de la empresa, para facilitar que te identifiquen.

¿Se puede usar un apodo? Salvo que seas muy conocido, salvo que tengas una imagen de marca muy potente que esté basada en un apodo; no te lo recomiendo. Recuerda que es la primera impresión, es el primer contacto que haces con esta persona.

Ten muy claro cuál es el perfil de persona al que se elige tú tu producto o servicio, y asegúrate de que la info de tu nombre encaje perfectamente con lo que este tipo personas pueden esperar de ti.

La info de WhatsApp para que tu cliente sepa qué haces.

Existen distintas formas de enfocarlo. Algo interesante puede ser definir brevemente en qué consiste tu producto o servicio, o qué es a lo que te dedicas. Otra idea pues de ser definir en muy pocas palabras qué es lo que tú haces por la persona; qué objetivo ayudas a alcanzar o cuál es el problema que ayudas a solucionar.

Tu manera de responder en WhatsApp, la clave para tu negocio de personal trainer.

Debes saber muy bien cómo responder cuando alguien que no conoces contacta contigo por whatsapp, interesándose en cuáles son los productos o los servicios que tú estás ofreciendo.

Te recomiendo que tengas una serie de mensajes ya preestablecidos para dar una respuesta rápida y precisa.

Desde el primer contacto es necesario que manejes muy bien cuál es el lenguaje que mejor se adapta a tu cliente potencial.

Decidir si vas a utilizar un vocabulario muy cercano o si usarás un vocabulario más profesional es algo que tienes que meditar muy bien. ¿Por qué? Porque estamos hablando de primera impresión, y solo tienes una oportunidad de causar una buena primera impresión.También es fundamental es que respondas lo antes posible.

Ya tenemos la posibilidad utilizar WhatsApp Profesional (WhatsApp Business) en nuestro teléfono móvil y puedes establecer una serie de contestaciones automáticas, y de información sobre tu negocio para que tu cliente tenga acceso a ella inmediatamente.

Si vas a trabajar con WhatsApp Profesional lo que tienes que hacer es diseñar con mucha más profundidad lo que quieres que el cliente sepa de ti y de tu producto o servicio, y enfocar muy bien cómo vas a gestionar este tipo herramienta.

Si buscas más contenido como este, no olvides suscribirte a mi canal.

Si quieres saber más ideas para potenciar tu negocio de entrenamiento personal:

Si te ha gustado, por favor, comparte este artículo

Sumario
No uses WhatsApp en tu negocio hasta que no sepas esto
Título
No uses WhatsApp en tu negocio hasta que no sepas esto
Descripción

Sólo tenemos una oportunidad de crear un buena primera impresión.